Caracteres y Rasgo son dos palabras que a menudo son intercambiables en el diccionario de inglés. Pero eso no es cierto. El carácter se refiere a las características que exhibe una persona. Dichas cualidades pueden heredarse con el tiempo, o heredarse, o interactuar con el entorno interno y externo. Entonces, el signo es una acción que exhibe la persona, dependiendo de la situación.

Por otro lado, los rasgos muestran características que están presentes en los humanos desde el nacimiento. Las lesiones pueden ser signos de comportamiento o enfermedad. Por ejemplo, algunos trastornos genéticos, como la anemia falciforme, se denominan "síntomas", mientras que el carácter extrovertido o introvertido de un individuo se denomina "síntoma".

Al referirnos al "personaje", identificamos la calidad del comportamiento humano que se muestra en escenarios en tiempo real. Si exhibe las cualidades de honestidad, amabilidad, honestidad, ayuda y cooperación, puede distinguirse por una "buena señal". Por otro lado, si una persona exhibe cualidades tales como engaño, deshonestidad, engaño, astucia y engaño, se caracteriza por un "mal carácter". El personaje nace desde el momento del nacimiento y cambia de varias formas hasta la muerte.

El desarrollo de este carácter está relacionado con el entorno socioeconómico en el que una persona crece o pasa tiempo como parte de su profesión. El carácter es algo que se aprende a través del aprendizaje experimental. Por ejemplo, la escolarización y la buena crianza pueden ayudar a una persona a mostrar un carácter moral. Por otro lado, la pobreza económica y las restricciones parentales empeoran el comportamiento de todos los niños. Sin embargo, tales observaciones no siempre son correctas. Debido a la necesidad y la necesidad de independencia financiera, las personas tienden a evitar los rasgos morales porque sus acciones están influenciadas por otros o por una situación particular.

El rasgo es algo genéticamente determinado y existe en los derechos humanos desde el nacimiento y no cambiará con el tiempo. Por ejemplo, una persona con células falciformes o daltonismo siempre sufre de anemia de células del bazo y puede tener dificultades para detectar el color.

Estos defectos son característicos de los genes que resultan de la herencia de alosomas o autosomas transnacionales. Los alosomas comprenden 22 pares de cromosomas además de los cromosomas sexuales. Por otro lado, los alosomas pertenecen a los cromosomas sexuales, que son los 23 pares de cromosomas humanos.

El adulterio no puede alterarse fusionándose con el entorno o con la situación social. Diferentes familias o criadores pueden tener las mismas características. Por ejemplo, una persona con un gen dominante para el daltonismo muestra daltonismo, pero si hay un gen recesivo, aún conserva el daltonismo, pero no lo hace.

Las principales diferencias entre el personaje y los personajes se enumeran a continuación.

Referencias

  • Ajayi, AA Leslie (2005). "¿Deberían clasificarse los síntomas en las células de la enfermedad?" European Journal of Internal Medicine16 (6): 463.
  • http://www.wilhelmreichtrust.org/character_analysis.pdf
  • http://www.helping-you-learn-english.com/difference-between-characteristic-character-personality-and-trait.html